A finales de 2021 se comenzó a hablar de forma masiva acerca del metaverso gracias a la presentación de Mark Zuckerberg sobre la nueva línea de negocios de su red social. Después de este tiempo, ¿queda claro de qué se trata?

Un metaverso es una representación digital de la realidad; en él es posible desenvolverse normalmente, con la ayuda de lentes de realidad virtual (RV), guantes y otros dispositivos. En otras palabras, una especie de realidad alterna (digital) en la que se interactúa con otras personas, objetos y espacios. Para el sector industrial, se trata de una herramienta invaluable, pues está enfocada en mejorar el rendimiento de manera eficiente y sostenible. Esto se logra cuando se combinan elementos de realidad aumentada (RA) y mixta (RM) —como los lentes, guantes y cascos de RV—, con software que utiliza datos e información en tiempo real. De esta forma es posible acceder a alguna de sus aplicaciones en áreas como logística, diseño, producción y ensamblaje, capacitación, servicio, entre muchas más. En palabras del Dr. Hendrik Witt, CPO de TeamViewer, “la gran oportunidad detrás del metaverso industrial está en la capacidad de enriquecer la realidad, en vez de suplirla”.  

Por eso es necesario pensar en el metaverso industrial como algo distinto a un espacio digital enfocado en un consumidor: personas que crean un avatar a su semejanza con acceso a una realidad alterna donde pueda realizar actividades que no son posibles en su lugar geográfico, como ir de compras. Como el metaverso industrial tiene el objetivo de optimizar los procesos industriales, tiene muchas más aplicaciones.  

Por ejemplo, se utiliza para capacitar a personal en plantas de producción: con la ayuda de lentes de RV, se accede a un software que muestra el flujo de trabajo que se debe seguir, mientras que le permite enfocarse, en primera persona, en lo que tiene que realizar. Todo ello sin necesidad de estar en el mismo espacio de producción, poniéndole en riesgo por falta de conocimiento en el uso del instrumental y sin entorpecer el trabajo de terceros.  

También es posible crear espacios de trabajo virtuales en los cuales permite acceder a todas las funcionalidades de una oficina o planta. Para las personas trabajadoras, esto se traduce en una mejora en la calidad de vida y, para las empresas, en mayor eficiencia operacional. En un aspecto más técnico, ofrece monitorear y configurar las máquinas de una planta mediante la creación de “gemelos digitales”. Es decir, prever diferentes escenarios y el resultado final sin necesidad de modificar la configuración actual y con un alto impacto económico para el negocio.

Si bien el metaverso industrial está en sus primeras etapas de uso, algunas empresas ya llevan varios años implementando soluciones para el consumidor de este tipo. TeamViewer es una de ellas. Entre sus aplicaciones más importantes está la optimización del área de carga de órdenes de compra de la Coca-Cola Hellenic Bottling Company (HBC). Anteriormente, los trabajadores iban haciendo las cargas de sus órdenes de compra con la ayuda de tabletas, lo cual entorpecía el manejo de los productos. TeamViewer implementó el uso de su tecnología xPick con la ayuda de lentes de RV, que permiten a los trabajadores tener en su campo de visión no solo la lista de productos y cantidad a recoger, sino también sus ubicaciones dentro de la bodega; para confirmar que han recolectado todo correctamente, pueden escanear un código QR con los mismos lentes. Así, hay un ahorro de tiempo, un menor margen de error y mayor comodidad para las personas trabajadoras.  

La colaboración que TeamViewer tuvo con Wendy’s también es destacable por el nivel de compromiso de la empresa con su cliente al ofrecerle una solución totalmente personalizable. En este caso, se implementó el uso de lentes de RV, conocidos como NSF EyeSucceed, powered by TeamViewer, para realizar diversas actividades de manera remota, desde capacitación de personal en las franquicias con expertos localizados en las oficinas centrales, hasta auditorías en tiempo real para comprobar que los productos se realizan de manera correcta y garantizar la satisfacción del cliente, sin importar que el restaurante se encuentre en otra parte del mundo. Con esto, hay una importante reducción de costos, una mayor eficiencia y una retroalimentación positiva.   Los negocios del siglo XXI comienzan a operar desde espacios reales y digitales, en especial después de la pandemia. Es por ello que la implementación de soluciones del metaverso industrial supone grandes beneficios. Por una parte, hay un impacto económico real, pues lograr mayor eficiencia en los procesos genera ahorros significativos. La posibilidad de trabajar de manera remota, pero con las ventajas de la RA, permite un acceso más rápido y eficaz a tareas de servicio técnico y atención a clientes, sin la necesidad de trasladar personal calificado a otro punto geográfico, lo cual tiene repercusiones en la calidad de vida de los empleados e, incluso, en el medio ambiente. En suma, los recursos que el metaverso industrial posibilita son tan diversos e ilimitados como el tipo de negocio que lo necesite, con beneficios a corto y largo plazo a nivel económico, productivo y de talento.  

TeamViewer es una compañía tecnológica líder mundial que provee de una plataforma de conectividad para acceder, controlar, gestionar, supervisar y reparar de manera remota dispositivos de cualquier tipo, desde ordenadores portátiles y teléfonos móviles hasta máquinas industriales y robots. Aunque los servicios de TeamViewer son gratuitos para uso privado, la compañía cuenta con más de 620.000 suscriptores y permite a empresas de cualquier tamaño y sector digitalizar sus procesos de negocio más importantes a través de una conectividad segura y sin fisuras. En un contexto de grandes avances tecnológicos, como nuevos dispositivos, automatización y nuevas maneras de trabajar, TeamViewer redefine de forma proactiva la transformación digital e innova continuamente en los campos de la Realidad Aumentada, el Internet de las Cosas (IoT) o la Inteligencia Artificial. Desde su fundación en 2005, el software de TeamViewer se ha instalado en todo el mundo en más de 2.500 millones de dispositivos. La empresa tiene su sede en Göppingen (Alemania) y emplea a cerca de 1.400 personas a nivel mundial. En 2022, TeamViewer registró unos ingresos facturados de alrededor de 635 millones de euros. TeamViewer AG (TMV) cotiza en la Bolsa de Frankfurt como empresa MDAX. Para mayor información consulte la web: http://www.teamviewer.com.

QUE LA OSCURIDAD LOS PROTEJA

SANDYMOON